lunes, 1 de marzo de 2010

LA PRESIDENTA ANUNCIÓ QUE DEROGÓ POR DECRETO EL FONDO DEL BICENTENARIO

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner informó hoy que derogó por decreto con acuerdo general de ministros la creación del Fondo del Bicentenario.


La presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció hoy la derogación del Fondo del Bicentenario por el "grado de judicialización" al que fue sometida la medida, al tiempo que emitió un decreto común para el pago con reservas de las deudas con los organismos multilaterales y un nuevo decreto de necesidad y urgencia para el cumplimiento de los compromisos con tenedores privados que vencen este año.

La Presidenta, en el tramo final de su discurso de apertura del 128 período de sesiones ordinarias del Congreso, anunció la instrumentación de tres medidas "en el marco de las facultades que me competen".

"He derogado el decreto con acuerdo general de ministros, el decreto 2010 del Fondo del Bicentenario porque el grado de judicialización alcanzado había desnaturalizado absolutamente las facultades que son propias del Poder Legislativo y del Poder Ejecutivo", dijo Cristina al anunciar la primera de las tres medidas.

A renglón seguido, la Presidenta señaló que "he firmado también otro decreto simple en virtud de las facultades que se establecieron en la ley cuando se pagó (la deuda) al FMI y que permite pagar (con reservas) a los organismos multilaterales de crédito, con lo cual no se requiere ninguna medida más que un decreto del Poder Ejecutivo". Por último, anunció la firma, "en acuerdo general de ministros, con discriminación absoluta de lo que se va a pagar", la afectación de 4.187 millones de dólares "de las reservas" de libre disponibilidad para el pago "únicamente de los vencimientos que operan en 2009" de la deuda contraída con los mercados internacionales y que será monitoreado por una Comisión Bicameral compuesta por ocho senadores y ocho diputados.

El titular del bloque de Diputados del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, precisó que la creación del nuevo fondo para el pago de deuda que vence en 2010, así como la conformación de una Comisión Bicameral encargada de su seguimiento "es el camino" elegido por el Gobierno para llevar adelante su política de desendeudamiento.

Rossi, en declaraciones a la prensa, dijo que el decreto común, con el que se abonará la deuda que vence esta año con los organismos multilaterales, es de aplicación directa y que para el DNU correrán los "tiempos parlamentarios" para su tratamientos.

En su discurso, Cristina recordó que "toda la deuda que vamos a pagar es deuda que se originaron en gobiernos anteriores", como los títulos dispuestos por el Corralito y los Préstamos Garantizados, entre otros.

"Hemos conformado una Comisión Bicameral compuesta por 8 senadores y 8 diputados para que sigan, vigilen y controlen cada uno de los pagos que se efectivice con esas reservas", agregó la Presidenta.

Cristina enfatizó que la creación de ese nuevo fondo "lo hacemos no en forma abierta, sino únicamente por los vencimientos que operan en el año 2010".

La Presidenta, al salir al cruce de las críticas formuladas desde la oposición en contra del Fondo del Bicentenario, sostuvo que "he escuchado cosas como que no sabemos qué vamos a hacer con esas reservas", tras lo cual enfatizó: "alguien piensa que se puede sacar reservas del Banco Central y ponerlas en algún lugar diferente del que está acá".

"(En el nuevo decreto) lo hacemos no en forma abierta, sino únicamente por los vencimientos que operan en el año 2010, de modo tal que si el otro tema era que se abría una `Caja de Pandora` en la que no se sabía en qué podía terminar, (ahora) hay un acotamiento absoluto a los vencimientos desagregados y discriminados en el propio decreto y la constitución de esta Comisión Bicameral para que controle el seguimiento del pago de la deuda", dijo Cristina.

Al momento de argumentar la decisión de emplear reservas de libre disponibilidad para el pago de deuda, Cristina dijo que el "default" dispuesto tras la crisis de fines de 2001 sigue siendo uno de "los principales problemas" que afectan a la Argentina en materia de financiamiento.

"Que la Argentina tenga que pagar tasas en el mercado de capitales de 14 o 15 por ciento si tiene que salir a buscar financiamiento -como autoriza el Presupuesto-, los costos devienen de aquel default".

En lo que representó el prologó del anuncio, Cristina recordó su paso por el Congreso como legisladora y sostuvo que "como a ustedes me ha tocado perder muchísimas votaciones, como aquella que perdimos de los Superpoderes de Cavallo, como la que perdí de la primera Reforma Laboral, como la segunda Reforma Laboral, un poco mas bochornosa, la de la Banelco".

La Presidenta dijo que "nunca que perdí una votación fui a ver a un juez o a demandar a la Justicia para que la Justicia me diera los votos que no pude conseguir en el recinto".

Al criticar las presentaciones judiciales hechas por la oposición contra la instrumentación del Fondo del Bicentenario, Cristina dijo "Yo creo en serio en la división de poderes" y "veo (que existen) legisladores que como no logran tener los votos que necesitan aquí adentro, van y encuentran jueces -los jueces que según la Argentina mediática manejamos nosotros- y que introducen cuestiones eminentemente políticas" para frenar esas iniciativas.

Cristina recordó que los DNU están contemplados en la Constitución a partir de la reforma de 1994 y que desde ese año hasta el 2006 "se dictaron cientos de DNU que ustedes nunca controlaron".

"Y si hoy pueden controlarlo es porque yo presenté un proyecto como legisladora" para reglamentarlo, agregó Cristina.

A renglón seguido la Presidenta recordó que cuando se constituyó el Fondo del Bicentenario "hubo una respuesta de la economía positiva, porque durante todo el 2009 se dijo que Argentina iba a caer en default".

Cristina defendió el uso de las reservas de libre disponibilidad para el pago de deuda debido a que si se debe recurrir al mercado para conseguir los fondos se deben pagar tasas de entre 15 y 16 por ciento anual.

"Creí que no iba a ser necesario explicar cuál era el sentido de tener indisponible reservas por miles de millones de dólares a una tasa que nos están pagando el 0,5 por ciento y por otro lado endeudarme a una tasa del 15 por ciento", subrayó la jefa del Estado.

Cristina citó una nota publicada ayer en el diario español "El País", que da cuenta que en relación PBI-deuda, Argentina pasó del 129,3 por ciento de principios de 2000 al 39,5 por ciento en 2008.

"Esa política de desendeudamiento es la que apunta a destrabar un problema estructural en términos macroeconómicos, todo países que deba más del 100 por ciento de su PBI tiene un problema estructural", advirtió Cristina.

A renglón seguido, la Presidenta volvió a señalar que con la creación de este fondo "la idea es no destinar superávit a pagar deuda, sino con eso seguir incrementando el sostenimiento de la demanda agregada a través de infraestructura y utilizar esa porción (de reservas de libre disponibilidad") para el pago de la deuda".

Fuente:TELAM

0 comentarios: